💬
Chatea con nosotros

En este blog nos preocupamos de todos los aspectos relacionados con el descanso adecuado y la salud de las personas con sobrepeso. El siguiente artículo creemos que puede resultarte interesante:

Consejos para la obesidad: ¿qué debes tener en cuenta para cuidar tu cuerpo?

En los países industrializados, buena parte de la población presenta sobrepeso, obesidad tipo 1 u obesidad tipo 2, incluso en la etapa infantil. En este post te damos consejos para la obesidad. Te contamos cómo cuidar tu cuerpo.

Tenemos claro que la obesidad no es sinónimo de salud, sino que, al contrario, aumenta el riesgo de sufrir ciertas enfermedades. Pero tenemos igual de claro que casi nadie es obeso por elección propia, por lo que vamos a recopilar una serie de consejos para la obesidad, para mejorar tu calidad de vida tanto si te encuentras en un régimen de adelgazamiento como si no logras perder los kilos necesarios para alcanzar el normopeso.
Consejos para la obesidad

Consecuencias del sobrepeso para tu salud

Las consecuencias para la salud de sufrir sobrepeso son más severas y se manifiestan antes cuando se habla de obesidad en grado avanzado. ¿Cuándo tienes obesidad? Cuando tu índice de masa corporal IMC supera el valor de 30, aunque aquí habría que estudiar el porcentaje de materia grasa corporal porque hay atletas que pueden tener un IMC superior a 30 sin ser obesos.

Articulaciones

En cualquier caso, si tu peso es elevado, las articulaciones se resienten. Espalda, rodillas y tobillos suelen ser las zonas más afectadas y, en caso de sufrir alguna lesión como puede ser un esguince, notarás que tu proceso de curación es más lento de lo esperado o que se te repite el problema con facilidad, cuando afecta a articulaciones o ligamentos que soportan buena parte del peso corporal.

Accidentes cardiovasculares

El sobrepeso es un factor de riesgo de accidentes cardiovasculares. Aunque uno entre varios pueda parecer poca cosa, se sabe que el sobrepeso también predispone a presentar otros factores de accidente cardiovascular o de ictus, como son la hipercolesterolemia, el exceso de triglicéridos en sangre y la hipertensión.

Diabetes

Las personas con sobrepeso tienen mayor probabilidad de sufrir diabetes tipo 2 y de hacerlo a edades tempranas. La diabetes tipo 2 es la no insulinodependiente, aunque sus daños sobre el organismo son los mismos que los de la diabetes tipo 1 si no la controlas. ¡Puedes ser diabético y no saberlo! No olvides realizar una analítica general de sangre al menos una vez cada dos años.

Cáncer

No existe un cáncer sino más de cien tipos diferentes. Algunos tipos de cáncer se dan con mucha más frecuencia en personas con sobrepeso y/o con dislipemia. Se estima que cerca de un 40 % de los casos de cáncer se deben a factores ambientales, por lo que merece la pena controlar aquello que podamos.
Lleva una dieta variada y no olvides los ácidos grasos omega 3, porque hay grasas muy saludables.

Consejos para personas con obesidad

Intenta reducir tu IMC

Aunque no logres alcanzar tu peso ideal o un peso saludable, reducir tu IMC mejorará tu salud y tu calidad de vida.

Mantente activo

La obesidad te lleva al sedentarismo porque te sientes cansado. No te recomendamos ponerte a correr si padeces obesidad y no estás acostumbrado a entrenar, pero sí al menos caminar y evitar el uso del ascensor. Entre dos personas con obesidad de la misma edad, suele tener mejor salud y mejor calidad de vida aquella que mantiene una vida activa.
Recomendaciones para la obesidad

Elige un buen colchón adaptado a tu peso

Cuando se padece obesidad se suele descansar peor. Por un lado, hay más probabilidades de sufrir apnea del sueño y de roncar, pero además la sensación térmica al dormir puede verse alterada y también es posible que los puntos de apoyo de tu cuerpo en el colchón sufran de sobrepresiones.

La manera de mejorar el descanso es eligiendo un buen colchón, adaptado a tu masa corporal y con los materiales más adecuados para tus circunstancias particulares.

No te culpes

No permitas que la obesidad afecte a la autoestima. Está bien ser consciente de que tienes un problema de salud e intentar controlarlo en la medida de tus posibilidades, pero no ganas nada con sentimientos de culpa o de vergüenza. Bueno, sí, puedes ganar una enfermedad mental como la depresión. Adopta el body positive combinado con un estilo de vida saludable y verás cómo mejora incluso tu estado anímico.

La relación entre tu IMC y los colchones

Existe una relación entre IMC y colchones. No todos los colchones son capaces de garantizar un buen descanso y una correcta alineación de la columna a las personas con sobrepeso, y podemos poner el ejemplo de los colchones de espuma.

En muchas ocasiones, las personas con obesidad necesitan elegir colchones viscoelásticos o de látex con un grosor un poco superior al habitual. Si esto se trasladara a un colchón de espuma el grosor se dispararía. Pero además deben prestar más atención que la gente delgada a cuestiones como son la firmeza y la adaptabilidad del colchón: en un colchón muy firme, pero poco adaptable se descansa mal, y esto es más acusado cuando uno presenta sobrepeso.

Otra de las recomendaciones de la obesidad y el buen descanso es elegir colchones con sobrecubiertas capaces de disipar el calor, bien en verano, bien durante todo el año, dependiendo de dónde vivas. Recuerda que hay colchones viscoelásticos con doble cubierta, una para meses cálidos y otra para meses fríos, y que, como norma general, los colchones pensados para usuarios XXL ya suelen tener en cuenta todos estos factores para que solo debas fijarte en qué material prefieres y en las medidas de tu cama.

Que no se te olvide que si duermes en pareja y uno de los dos es mucho más pesado que el otro, un colchón adaptado a personas con sobrepeso os va a asegurar un buen descanso a ambos, evitando hundimientos que terminan con la persona menos pesada rodando sobre la otra.

En una sociedad donde la obesidad es habitual. Además de intentar combatirla con higiene alimentaria y vida activa dentro de las posibilidades de cada uno. También se necesita dar una serie de consejos para la obesidad, pensando en toda esa gente que es obesa pese a intentar no serlo.

Sufrir sobrepeso u obesidad no debería ser un impedimento para dar largos paseos o dormir plácidamente.

Basta con elegir bien tu calzado, tu colchón y tu almohada.

Suscríbete por email

Sí, soy humano*

Se ha enviado un mensaje de confirmación; por favor, haga clic en el enlace de confirmación para verificar su suscripción.
El email ya está en uso
Tienes que escribir un email
Tienes que cliquear el captcha
El captcha no es correcto

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.